El descargo de Julio De Vido: “Soy víctima de una de las persecuciones más sistemáticas, injustas y meticulosamente organizadas”

El diputado nacional Julio De Vido le envió una nota al secretario de Asuntos Constitucionales, Francisco Uriondo, que hizo las veces de descargo en la sesión que se realiza ahora en el Congreso. Allí el oficialismo intentará avanzar con un acuerdo para suspender o expulsar de la Cámara al exministro de Planificación Federal por “inhabilidad moral”, entre otros argumentos.

La ofensiva nace como consecuencia de las numerosas causas judiciales en las que el exfuncionario kirchnerista está imputado y/o procesado por delitos de corrupción. Recientemente, el fiscal Carlos Stornelli pidió el desafuero en el marco de la investigación por irregularidades en Río Turbio, pero el juez Luis Rodríguez consideró que por ahora no hay motivos para avanzar con el proceso. Desde ese momento, la oposición empezó a buscar alternativas legales para desplazarlo.

En su escrito, De Vido -que había sido convocado a la sesión- dijo que se siente “víctima de una de las persecuciones más sistemáticas, injustas y meticulosamente organizadas” y denunció que sus fueros como legislador nacional fueron “violentados semana a semana sin que mediara un solo reclamo” suyo o de sus compañeros de bloque.

El exfuncionario puso en duda los alcances del procedimiento que el oficialismo quiere utilizar para promover su expulsión del Congreso y alertó: “Desconozco cualquier pretensión de malinterpretar y forzar la letra del art. 66 de la Constitución Nacional, menos aún de juzgarme o instar ningún procedimiento inexistente y no reglado en mi contra”.

“En ese marco quiero señalar que nunca he sido condenado por delito alguno, que ninguno de los temas que me imputan se relacionan con comportamientos funcionales propios del desempeño del cargo de Ministro que ejercí desde mayo del 2003 hasta diciembre del 2015 y tratan en general, sobre el conocimiento que pude o no haber tenido o sobre la sospecha de comportamientos disfuncionales de otros funcionarios o en cuestiones relacionadas con decisiones políticas sobre temas complejos, que están lejos de haber sido completamente investigadas o aclaradas”, agregó.
El futuro de Julio De Vido se discute en una comisión (Télam)
El futuro de Julio De Vido se discute en una comisión (Télam)

El escrito completo:

En el día de la fecha he recibido una nota firmada por Ud. donde me comunica – por disposición del Presidente – , la reunión de la Comisión de Asuntos Constitucionales prevista para el miércoles 19 del cte. a las 11 hrs, detallando los Exptes y temas que se trataran referidos a mi persona, con peticiones de dudosa legitimidad en los términos de la Constitución Nacional , del Reglamento de Funcionamiento de la Cámara de Diputados y de la normativa de fondo y de forma que rige para todos los ciudadanos de nuestro país , sean o no Diputados Nacionales .

No escapa a su conocimiento – porque es de público – que durante los últimos diecinueve (19) meses fui víctima de una de las persecuciones más sistemática injusta y meticulosamente organizada que por lo menos yo recuerde y como corolario algunos diputados buscan instalar el tema de los fueros parlamentarios y /o otros promover mi “exclusión”o remoción por inhabilidad moral, lo que me obliga a manifestarme y promover una moción de orden que Ud. sabrá canalizar en los términos del reglamento con el mayor resguardo a mi dignidad y decoro personal, arbitrando las acciones y decisiones que en derecho me corresponden.

En relación a los fueros debo decir que los míos fueron claramente violentados durante todo ese periodo de tiempo, semana a semana , sin que mediara de mi parte un solo reclamo ni siquiera fue planteada de parte mía y de mis compañeros de bloque una sola cuestión de privilegio en el recinto donde se llegó al patetismo de hablar de la posibilidad de ser asesinado por lo que eventualmente pudiera decir o manifestar según la Diputada Candidata Asistente del Fiscal Federal de Chaco durante la sangrienta dictadura militar en cuya jurisdicción se llevará adelante uno de los hechos más luctuosos como fue la Masacre de Margarita Belén , pido desde ya se rechace y se tenga por no escrita cualquier petición que presente o haya presentado en mi contra la Diputada María Elisa Avelina Carrió, por cuanto la he denunciado en sede penal , el día 12 de julio del corriente , en los términos del arts. 174 y art. 149 bis del Código Penal, sin perjuicio de otras posibles calificaciones, formándose la causa Nro. 9615/2017 Juzgado Federal Nro. 3 a cargo del Dr. Daniel Rafecas, Fiscalía Nro. 9 .
La denuncié porque sus manifestaciones, no se trata de comentarios u opiniones aisladas, vertidas por un ciudadano en el ejercicio regular y legítimo de la libertad de expresión sino de manifestaciones injuriosas y amenazantes que provienen de un actor político, mediático y con evidentes conexiones con -e influencia en- el fuero federal penal de nuestro país, lo que resignifica de manera decisiva su alcance y dimensiona su gravedad.

Los hechos que allí denuncie son de tal inocultable gravedad institucional y legal, como los temas que se pretenden tratar hoy en esta Comisión y cobran especial relevancia cuando se atiende al contexto político e institucional en el que nos encontramos.

Quiero manifestar que no me estoy agraviando en denuncia judicial por las expresiones injuriosas que la Diputada invariablemente ha dirigido contra mi persona desde hace muchos años, y que toleré con paciencia ponderando a la libertad de expresión como un valor que la gestión de la que fui parte defendió con vigor. Lo que tengo derecho a saber es si Carrió conoce la existencia de algún plan para que sus dichos efectivamente se conviertan en realidad; o bien si se trata de una amenaza contra el suscripto que a Carrió le tocó enviar. Es por lo expuesto que deberá excluirse el tratamiento de cualquier cuestión que plantee o dirija la diputada María Elisa Avelina Carrió sobre mi persona.

En relación a la / las presentación/ nes de distintos Diputados, pares míos, sobre mi supuesta “inhabilidad moral “, es claro que el antecedente es la inusitada violencia y la permanente presión sobre el Poder Judicial por el Poder Ejecutivo y los medios monopólicos. Basta recordar al presidente advirtiendo a los jueces federales de que “tengan cuidado”, que actuando de determinada manera no representan la voluntad del pueblo y que si no actúan de otra manera serán “reemplazados por otros”, con el corifeo de su Ministro de Justicia.

Estas manifestaciones que han sido de público conocimiento, no ha tenido pese a su extrema gravedad, ninguna acogida en este Honorable Cuerpo Legislativo. No se ha tratado, ni evaluado, ni se ha expresado en modo alguno por lo que considero, “inhábiles” a mis pares para dar impulso a cualquier ilegitimo e irregular planteo y menos aun a instar cualquier proceso o procedimiento que conlleve a la sanción de “exclusión ” que se pretende instar.

La gravedad que reviste esta advertencia que dirigió el Presidente de la Nación a los jueces constituye un acto impropio de la investidura Presidencial que lesiona severamente la independencia de poderes, debió haber alarmado a este Congreso Nacional porque demuestra además ignorar que los jueces representan a la justicia y no a ellos.

Con idéntica reflexión, me dirijo a Uds. mis pares y les hago saber que desconozco cualquier pretensión de malinterpretar y forzar la letra del art. 66 de la Constitución Nacional, menos aun de juzgarme o instar ningún procedimiento inexistente y no reglado en mi contra.

El Artículo 66 de la Constitución Nacional, textualmente expresa “Cada Cámara hará su reglamento y podrá con dos tercios de votos, corregir a cualquiera de sus miembros por desorden de conducta en el ejercicio de sus funciones, o removerlo por inhabilidad física o moral sobreviniente a su incorporación, y hasta excluirle de su seno; pero bastará la mayoría de uno sobre la mitad de los presentes para decidir en las renuncias que voluntariamente hicieren de sus cargos “.

No tengo conocimiento de ningún Reglamento, estatuido en legal forma que establezca modalidad alguna para hacer operativo el artículo constitucional. Cualquier forzada pretensión de interpretarlo constituiría de por sí una aberración jurídica reñida con las más elementales normas del derecho.

Este artículo de la Constitución Nacional que destaca la inhabilidad moral de un legislador, como causal de su remoción, parecería referirse a actitudes personales del legislador objetables éticamente, y que conducen a la expulsión de la cámara, o a impedirle su ingreso. Me pregunto cuáles son las actitudes personales de mi parte “objetables éticamente” y “sobrevinientes a mi incorporación” que podrían conducir a mi remoción de esta Cámara.

Esta pregunta no tiene respuesta razonable alguna, pues lo que mis pares invocan y por las que pretenden eventualmente “removerme” y eventualmente “juzgarme”, sin ningún encuadre legal o estatutario, son cuestiones que se debaten en sede judicial, que no son sobrevinientes en modo alguno y que se corresponden con mi función anterior como Ministro de Planificación Federal Inversión Publica y Servicios.

En ese marco quiero señalar que nunca he sido condenado por delito alguno , que ninguno de los temas que me imputan se relacionan con comportamientos funcionales propios del desempeño del cargo de Ministro que ejercí desde mayo del 2003 hasta diciembre del 2015 y tratan en general, sobre el conocimiento que pude o no haber tenido o sobre la sospecha de comportamientos disfuncionales de otros funcionarios o en cuestiones relacionadas con decisiones políticas sobre temas complejos, que están lejos de haber sido completamente investigadas o aclaradas.

Y la peor de las imputaciones que me hace la justicia es ridícula al lado de los Panamá Papers; del escándalo del Correo; del Blanqueo de capitales abarcativo a los familiares de los funcionarios; Fly Bondi, Avianca etc. etc.; esto sin tener en cuenta las Cloacas de Morón, el Contrabando de autos o las Escuchas telefónicas que realizaba el actual Presidente a través de la complicidad de juzgados corruptos.

Muchos de los legisladores que hoy piden mi inhabilitación o desafuero son los que han roto el contrato electoral con sus electores ya que han sido votantes de las leyes de pago a los Fondos Buitres; del Blanqueo escandaloso o han hecho la “vista gorda” ante el escándalo del Correo ; de los cambios en la ley de ART en contra de los trabajadores , ni hablar del cambio del impuesto a las ganancias que incluyó mayor número de trabajadores que los que pagaban ese impuesto a diciembre del 2015 o han aprobado el presupuesto actual que condona 18000 millones a las distribuidoras eléctricas u otros como el diputado Costa que está imputado por lavado de dinero con sentencia adversa a su sobreseimiento por parte de Cámara Federal.

Y entonces allí está la vocación por excluirme por parte de mis pares. Debo dejar en claro que este Capitulo ante esta Comisión en esta dura persecución es un vuelto. Un vuelto porque como Ministro de Planificación Federal Inversión Pública y Servicios desde el 25 de mayo del 2003 hasta el 10 de diciembre del 2015 , hemos terminado con la gigantesca estafa del Correo Argentino por parte del Grupo Macri y se lo hemos devuelto a los argentinos creando CORASA ; un vuelto por la creación de ARSAT y el lanzamiento de dos satélites de comunicaciones de industria Nacional, un vuelto por la creación de la Televisión Digital Abierta (TDA) y del Banco de Contenidos Audiovisuales ( BACUA) donde tuvieron trabajos miles de artistas argentinos ; un vuelto por la suspensión de la licencia de Fibertel a Clarín por concentración monopólica en cumplimiento de la ley de Medios Audiovisuales ; un vuelto por la Rescisión del contrato de Aguas Argentinas a la empresa francesa Suez ; un vuelto por la recuperación de Transener en manos de Petrobras por abuso de posición dominante dándole el 23 % a Enarsa , un vuelto por la rescisión del contrato de Ferrocarriles Metropolitanos en manos del grupo Taselli ; un vuelto por la Recuperación del Espacio Radioeléctrico para los argentinos en manos del grupo francés Thales Spectrum ; un vuelto por la histórica recuperación de YPF . Todo ello sin contar con la terminación de Atucha 2 y Yacyreta y la recuperación del Yacimiento Río Turbio que afectó también intereses de los grupos concentrados que explotaban la energía térmica en Argentina del cual el Grupo Caputo vinculado claramente al presidente Macri es hoy el más importante.

Un vuelto porque nosotros si estábamos haciendo lo que había que hacer, esto que para el Presidente Macri y algunos de mis pares es un slogan más de campana, porque todo se está destruyendo y donde nosotros somos testigos mudos.

Dejé al irme, sobre mi escritorio del Ministerio, el Plan Estratégico Territorial y las acciones en ejecución en cada región del país a corto, mediano y largo plazo que de interrumpirse o no continuarse generaban perjuicio al Estado y sin duda también responsabilidad personal del funcionario. Porque, no es como Macri y sus CEO’s creen, el Estado si tiene continuidad.

Me siento agraviado, personalmente, por la mentira y la denuncia inventada, pero más me repugna la hipocresía con que actúan.

Mientras me apuntan violando la constitución, muchos de mis pares dejan atrás todos los principios que dijeron defender en las mentirosas campañas electorales de 2015.

Mientras declaman sobre el gran número de denuncias que dicen que existen en mi contra, vemos día a día como los distintos ministros y secretarios de estado del actual gobierno, que se desempeñan en las mismas áreas que tuve bajo mi responsabilidad, suman en poco tiempo más denuncias penales que las que pudieron armarme a mí por mis 12 años de gestión.

Que a pesar de considerar falsas, excesivas, injustas o provenientes de operaciones políticas las imputaciones en mi contra, he observado una rigurosa e incuestionable conducta procesal: he concurrido puntualmente a todas las citaciones que recibiera, he formulado todas las explicaciones pertinentes con relación a cada uno de los procesos a los que fuera convocado, he presentado documentación y peticionado pruebas dirigidas a demostrar mi falta de relación con las presuntas irregularidades que se me han atribuido o que se investigan, he señalado la ausencia de pruebas directas que me vinculen con delitos y he reclamado pruebas dirigidas a demostrar la corrección de mi comportamiento.

Nunca he opuesto reparo alguno a las investigaciones en curso, a las que he acudido proporcionando informaciones y documentación útil para el esclarecimiento de los hechos; en consecuencia, nunca se me atribuyó acto alguno de elusión de los procedimientos judiciales ni propósito alguno de obstaculizar la justicia.

En ninguno de los procesos en los que he sido convocado se me atribuye haber recibido sobornos o pagos.

Todo esto me lleva a reflexionar que los ataques están monopolizado toda la actividad legislativa y limitando la acción del bloque al cual pertenezco y ello constituyen un menoscabo inaceptable para mis representados hombres y mujeres de la Provincia de Buenos Aires que confiaron en mí en virtud de la enorme cantidad de obras que lleve adelante allí bajo el liderazgo de Néstor y Cristina Kirchner y que hoy están soportando la crisis de desempleo , salud , seguridad , educación, el Hambre, la Miseria , la violación de soberanía , el saqueo de recursos naturales , la entrega del patrimonio estatal todo lo que ha desatado sobre ellos este proyecto Neoliberal, Expoliador y Entregador de la Soberanía Nacional y atentatoria del Federalismo encabezado por el presidente Macri y del que muchos de Uds. son cómplices.

Me reservo el derecho de accionar contra todos aquellos que llevaron y llevan adelante esta ignominiosa persecución de los que espero que como “cacarean” ahora no se acojan a sus fueros para no encarar las demandas que presenté y presentaré.

Si alguna inhabilidad moral o funcional pudiera imputárseme por mi desempeño como Ministro del Poder Ejecutivo Nacional, lo será con sentencia firme pasada en autoridad de cosa Juzgada, entre tanto exijo el mismo respeto que a mis pares.

A efectos de evitar especulaciones y mayor escarnio de algunos de mis pares, acompaño en Anexo detalle de las causas judiciales de trámite en las que estoy imputado sin procesamiento firme, y en todas está vigente el principio constitucional de inocencia lo que imposibilita se me atribuya o pretenda atribuir la comisión de ningún delito.

Por último pido transcripción íntegra en Actas de esta presentación y de todo lo que ocurra en esta reunión de Comisión y que se me extienda copia certificada a efectos de poder ejercer mis derechos en legal forma.

Sin otro particular saludo al Sr. Presidente atentamente

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *